Poder General

Poder General Duradero - Introducción

El otorgarle un poder general a alguien es concederle control sobre sus bienes. Si usted, por cualquier motivo, se encuentra incapaz de manejar sus propios bienes, le otorgaría un poder general a una entidad responsable. Sin embargo, si usted queda incapacitado mental o físicamente, su poder general sería revocado; para prevenir que esto ocurra, le otorgaría un poder general duradero. Si no le otorga poder general a nadie, entonces su cónyuge o parientes tendrán que ir al tribunal después de su incapacitación para tomar la responsabilidad de sus bienes. Es extremadamente importante establecer un poder duradero si hay una probabilidad de que problemas de salud lo harían incapaz de controlar sus asuntos financieros en un futuro cercano.

Hay dos maneras en que puede otorgar un poder duradero: condicionado o no condicionado. Los poderes generales condicionados sólo surten efecto cuando usted esté incapaz de manejar sus propios bienes. Los poderes generales no condicionados surten efecto incluso antes de que quede incapacitado mental o físicamente.

Sin embargo, no obstante la manera en que se otorgan, los poderes generales que otorgue terminan en el momento de su fallecimiento. Los poderes generales duraderos se utilizan solamente para tratar con la planificación financiera y manejo de sus bienes mientras esté con vida. Si quiere otorgarle a alguien que distribuya sus bienes después de su muerte, tiene que asignar a esa persona como el ejecutor de su testamento; véase aquí para detalles sobre cómo realizar un testamento.


Preguntas & Respuestas sobre el Poder General:

¿Qué es un Poder General?

Un poder general es un docomento legal que se utiliza para delegar la autoridad legal de una persona a otra. A la persona que firma (ejecuta) un poder general se le llama el Mandante (en inglés, el "Principal"). El poder general le da la autoridad legal a otra persona (llamada el Agente o, en inglés, el "Attorney-in-fact") para tomar decisiones con respecto a los bienes, finanzas, y asuntos legales por parte del Mandante.

A un Agente, un Mandante le puede dar una autoridad legal amplia, o una autoridad muy limitada. El poder general con frecuencia se utiliza para ayudar en caso de una enfermedad o incapacitación del Mandante, o en transacciones legales cuando el mandante no puede presentarse para firmar los documentos legales necesarios.

¿Hay diferentes tipos de poder general?

Sí. Existe el poder general "no duradero," "duradero," y "condicionado. El poder general "no duradero" surte efecto de inmediato. Sigue vigente hasta que sea revocado por el Mandante, o hasta que el Mandante se convierta mentalmente incompetente o muera.

Un poder general "no duradero" se utiliza con frecuencia para una transacción en específico, tal como el cierre de una venta de una residencia, o el manejo de los asuntos financieros del Mandante mientras el Mandante viaja fuera del país.

Un poder general "duradero" le permite al Agente actuar por parte del Mandante, incluso después de que el Mandante no esté mentalmente competente o físicamente capaz de tomar decisiones. El poder general "duradero" puede utilizarse de inmediato, y sigue vigente hasta que sea revocado por el Mandante, o hasta que el Mandante se convierta mentalmente incompetente o fallesca.

Un poder general condicionado surte efecto en un momento en el futuro. Es decir, depende de una "condición" que es un acontecimiento específico que el poder general escoge. Con frecuencia, este acontecimiento es la enfermedad o fallesimiento del Mandante.

El poder general "condicionado" con frecuencia dispondrá que el médico del Mandante determine si el Mandante es capaz de manejar sus asuntos financieros. Un poder general condicionado sigue vigente hasta la muerte del Mandante, o hasta que sea revocado por el juzgado.

¿Cuándo es apropiado utilizar un poder general "condicionado" o "duradero"?

El poder general "condicionado" y el poder general "duradero" se utilizan con frecuencia para hacer planes respecto a la incapacitación y pérdida de capacidad mental futura del Mandante que resulte de, por ejemplo, la enfermedad de Alzheimer o un accidente catastrófico.

Al nombrar a un Agente bajo un poder general "duradero" o "condicionado", el Mandante está estableciendo un procedimiento para el manejo de sus asuntos financieros en caso de incapacitación o incompetencia.

Un poder general "no duradero" le permite a un Mandante decidir con anticipación quién tomará decisiones importantes acerca de sus asuntos financieros y de negocios en el futuro.

También ayuda a evitar los gastos jurídicos para nombrar a un Tutor para manejar los asuntos del Mandante en el caso de su incapacitación o pérdida de capacidad mental.

¿Qué clases de autoridad legal se pueden otorgar mediante un poder general?

Ya sea "no duradero," "duradero," o "condicionado," un poder general puede utilizarse para otorgarle a un Agente cualquiera o todos de los siguientes poderes legales:

  • Comprar vender sus bienes inmuebles
  • Manejar sus bienes
  • Manejar sus transacciones bancarias
  • Invertir, o no invertir, su dinero
  • Hacer reclamos legales y entablar procesos jurídicos
  • Encargarse de asuntos de impuestos y jubilación
  • Hacer regalos de parte de usted

¿Cómo escojo a un Agente para hacer un poder general?

Debe escoger a un miembro familiar de confianza, un amigo, o un profesional con una reputación de honestidad sobresaliente. Acuérdese, el firmar un poder general que le otorga autoridad amplia a un Agente es como firmar un cheque en blanco.

Por cierto, nunca debe darle un poder general a nadie en que no confíe por completo. Y no permita que nadie le obligue a firmar un poder general.

¿Puedo nombrar a más de un Agente en un poder general?

Sí. Puede nombrar a múltiples Agentes. Si usted nombra a dos Agentes o más, debe decidir si están obligados a actuar en conjunto para tomar decisiones con respecto a sus asuntos, o si cada uno puede actuar por separado.

Ambas formas tienen sus ventajas y desventajas. Requerir que sus Agentes actúen en conjunto puede proteger la sabiduría de sus decisiones. Por otro lado, requerir el acuerdo de todos sus Agentes puede tener como resultado la demora o inacción en caso de un desacuerdo entre ellos, o la indisponibilidad de uno de ellos para firmar documentos legales.

Permitir que sus Agentes actúen por separado puede asegurar que un Agente siempre esté disponible para actuar en su nombre. Pero puede tener el resultado de crear confusión y desacuerdos si los Agentes no se comunican el uno con el otro, o si uno de ellos cree que el otro no actúa en su mejor interés.

La eficacia de los poderes generales depende de la calidad de los Agentes nombrados. Nombrar a una persona confiable como Agente es esencial. Sin un Agente confiable, un poder general se convierte en un instrumento legal peligroso, y una amenaza a los mejores intereses del Mandante.

¿Después de firmar un poder general, puedo seguir tomando decisiones legales y financieras por mí propia cuenta?

Sí. El Agente que está nombrado en un poder general es su representante, no su "jefe." Mientras tenga usted la capacidad jurídica de tomar decisiones, puede mandar a su Agente hacer solamente las cosas que quiere que se hagan.

¿Cuáles son las obligaciones de un Agente hacia un Mandante Principal?

Al Agente se le obliga actuar en el mejor interés del Mandante, y evitar la auto-contratación, es decir, el promover los propios intereses del Agente en lugar del mejor interés del Mandante.

Un Agente que está nombrado en un poder general es un fiduciario, que debe observar estándares estrictos de honestidad, lealtad, y franqueza con respecto al Mandante. Un Agente debe salvaguardar los bienes del Mandante, mantenerlos separados de los bienes personales del Agente. El dinero se debe guardar en una cuenta bancaria por separado para el beneficio del Mandante. Los Agentes también deben mantener expedientes financieros precisos sobre sus actividades, y proveer una contabilidad completa y regular de todo el dinero y los bienes que tengan en su posesión.

Déjelo claro a su Agente que usted quiere expedientes precisos de todas las transacciones que se realicen por parte de usted, y que le provea una contabilidad con regularidad. También puede indicarle a su Agente que le provea una contabilidad a un tercero – un miembro familiar o amigo de confianza – en caso de que no pueda revisar la contabilidad usted mismo.

¿Es posible que un Agente me robe mi dinero y mis bienes?

Sí. Un poder general puede ser abusado, y Agentes deshonestos han utilizado poderes generales para transferir los bienes del Mandante a sí mismos y a otras personas. Por eso, es tan importante nombrar a un Agente que es plenamente confiable, y requerir que el Agente provea una contabilidad completa y regular a usted o a un tercero.

¿La transferencia de los bienes de un Mandante puede ser algo bueno?

Sí. Un Mandante quizás quiera autorizar transferencias o regalos de bienes para propósitos de la planificación patrimonial u otros propósitos.

¿Quién vigila las acciones de mi Agente?

No hay ninguna entidad oficial o gubernamental que vigile a los Agentes que actúan conforme a un poder general. Eso incumbe al Mandatario. Por eso, es importante insistir en que su Agente mantenga expedientes precisos de todas las transacciones que realice por parte de usted, y le provea con una contabilidad con regularidad. También puede dirigirle a su Agente proveer una contabilidad a un tercero en caso de que no pueda revisar la contabilidad usted mismo.

Si un Mandatario, o uno de sus amigos o miembros familiares tienen motivos para sospechar de que un Agente se está abusando de un poder general, el abuso sospechoso debe ser reportado a la policía u otra autoridad del orden público para que el Mandatario no pierda sus bienes. Sería conveniente pedirle consejos y ayuda a un abogado.

¿Qué puedo hacer si mi Agente no sigue mis instrucciones?

Puede revocar su poder general en cualquier momento.

Debe informarle a su Agente, por escrito, que usted está revocando el poder general. Pida que le regrese todas las copias de su poder general.

Debe notificarle a su banco u otra institución financiera donde su Agente ha utilizado el poder general que el poder ha sido revocado.

Si usted decide revocar un poder general, lo más probable es que le convenga consultar a un abogado, y mandar hacer un nuevo poder general.

¿Cuántas copias de un poder general debo firmar?

Se le requiere firmar (ejecutar) solamente una copia. Sin embargo, no es raro que un Mandatario firme varias copias originales. Los bancos e instituciones financieras, por ejemplo, por lo general requieren una original o una copia certificada antes de permitir que un Agente haga transacciones por parte del Mandante. Y los bancos frecuentemente les proveen a sus clientes sus propios formularios de poder general.

¿Es necesario tener un testigo que atestigüe mi firma en un poder general?

Sí. Su firma en el poder general requiere un testigo conforme a las leyes de su estado.

¿Necesito un abogado para preparar un poder general?

No. No se le requiere contratar a un abogado. Sin embargo, ya que un poder general es un instrumento legal tan importante, un consumidor cuidadoso por lo general consultará a un abogado quien puede:

  • Proveer consejos sobre la ley y otros asuntos respecto a los poderes que se deberían delegar
  • Proveer consejos acerca de cómo elegir a un Agente:
  • Explicar las obligaciones legales y fiduciarias del Agente mientras actúe bajo un poder general; y
  • Asegurarse de que el poder general sea ejecutado correctamente y que cumpla con todos los requisitos legales.

La cuota más común para preparar un poder general es razonable. Antes de contratar a un abogado para preparar un poder general, pregunte sobre la cuota, siéntase libre de investigar los precios de otros abogados y oficinas.